Juan Ávila, guitarrista, escritor, amante del blues; autor de tres libros sobre blues, rock y otros temas musicales de lectura totalmente gratuita. Pulsa la imagen para más información.
Omniblues ha tenido presentaciones en el Zócalo de la Ciudad de México . Checa las fotografías del evento pulsando la imagen.
Posters que han anunciado y conmemorado las actuaciones de Omniblues. Bellas obras de arte de los artistas que los crearon. Pulsa la imagen para admirarlos.
Omniblues más que una banda común de Blues, encabeza un proyecto cultural sin fines de lucro, así mismo es una propuesta de manufactura 100% mexicana que ofrece una novedosa forma de transmitir alegria y optimismo mediante una refinada estructura musical. Omniblues tiene un sonido propio, que se ha logrado de la combinación del blues con ritmos y corrientes musicales como son la redoba norteña, el Ska, el Reggae, el Rock y el Jazz.

El arte obedece más a la inspiración y al soplo creativo, que a las reglas fijas, a los preceptos académicos, a las normas establecidas, al método impuesto o al código no escrito.- el arte no es una ciencia exacta, sino una habilidad del alma. -

El arte implica la exploración de caminos propios y la búsqueda de la ruta personal, generando vías de comunicación con el propio ser y con los otros.

- Juan Ávila
EL BLUES ES DEL MUNDO, PARA EL MUNDO. NO TIENE DUEÑO, AMO, PATRÓN O POSEEDOR ÚNICO. EL BLUES ES UN MAR DE MÚSICA Y TODOS TENEMOS UNA GOTA DE ESE MAR. TRATAR DE EJERCER DOMINIO O USUFRUCTO DEL BLUES, ES INÚTIL, PERO ADEMÁS, UN DISPARATE. PRETENDER NOMBRAR CAPITALES DEL BLUES, AL SUR O AL NORTE, ES UN ABSURDO, PROPIO DEL ANACRONISMO ETNOCÉNTRICO, USUAL EN ALGUNOS PERSONAJES.

LOS ORTODOXOS DEL BLUES, NO HAN ENTENDIDO NADA ACERCA DEL BLUES. LA POSTURA ESCLAVOCÉNTRICA DEL BLUES, ES HOY EN DÍA, SÓLO UN VESTIGIO DE ESTA ORTODOXIA BLUSERA QUE SE NIEGA A ACEPTAR SUS ERRORES, SUS INCOHERENCIAS, SUS INCONGRUENCIAS, SUS ABSURDOS, SUS DESATINOS, SUS LOCURAS Y SUS NECEDADES.

LA DEFENSA DE LA PUREZA DEL BLUES, ES LA RIDICULEZ MÁS GRANDE.

- Juan Ávila